Noticias

Formulario de búsqueda

Fondos

NoticiasNoticias

Formulario de búsqueda

cierra cierra

El Parlamento aprueba la Ley de Administración Digital de Galicia que busca universalizar el uso y el acceso a los servicios públicos digitales

• Galicia consigue un marco normativo único para consolidar una administración íntegramente digital, más accesible y proactiva
• Para acercar la administración digital a todo el mundo la Ley contempla la transformación de las Oficinas de registro en espacios de atención a la ciudadanía para la gestión online y la figura del funcionario habilitado, que podrá realizar trámites telemáticos en nombre de otra persona
• Formula, por primera vez, la creación de un marco gallego de competencias digitales para la ciudadanía y un plan de capacitación digital del empleado público
• Regula la infraestructura digital de la Administración autonómica y garantiza la seguridad, continuidad y disponibilidad de los servicios públicos
• Incorpora la configuración digital de procedimientos y servicios para que tengan un funcionamiento plenamente electrónico
• El primero desarrollo normativo de esta Ley, será la tramitación del Decreto de ampliación automática de plazos por incidente técnico


El Parlamento de Galicia dio hoy el visto bueno a la Ley de la Administración Digital de Galicia (LEDIXGA), el marco jurídico para consolidar una administración íntegramente digital y universalizar y su uso y acceso a toda la ciudadanía. Se completa así el trámite parlamentario, tras el período de exposición pública y tras ser aprobada en la mesa de personal de la Xunta con el voto unánime de todas las organizaciones sindicales.
La ley adapta a la realidad del sector público autonómico los deberes de las leyes estatales 39 y 40/2015 y se asienta en tres principios;  sólo una vez, evitando reclamar datos que ya obran en poder de la Administración; la proactividad, emplear la información que la Administración tiene el ciudadano para prestar servicios personalizados y adelantarse a sus necesidades; y la automatización de los procesos para conseguir una gestión más eficiente.

Oficinas de atención a la ciudadanía y funcionario habilitado
Entre las principales novedades de la Ley está la transformación de las actuales oficinas de Registro en espacios de asesoramiento y apoyo, en los que prestará asistencia a los ciudadanos en la gestiones online con la Administración, tanto en la presentación de escritos y solicitudes como en la tramitación de la identificación digital o en la formalización de apoderamentos de representación.

En esta línea, la Ley también establece la puesta en marcha de la figura del funcionario habilitado, que posibilitará que una persona autorizada o un funcionario poda realizar trámites telemáticos en nombre de otra persona. 

La sede electrónica y la carpeta del ciudadana
La ley consolida la sede electrónica de la Xunta como el punto de acceso único, sencillo y accesible en la red la cualquier recurso o servicio de la Administración. La ley da especial relevancia a carpeta del ciudadana, en la que pueden gestionar online toda la información referente a sus trámites administrativos y consultar el estado de los mismos con todas las garantías de seguridad. En base a esta información la Administración podrá prestar servicios personalizados y proactivos, evitando a reclamar la petición de aquella documentación que ya consta en la carpeta del ciudadano. 

En relación con la tramitación online, uno de los primeros desarrollos normativos de esta Ley será la tramitación del Decreto de ampliación automática de plazos, que garantizará la ampliación del plazo de aquellos procedimientos que se vean afectados por un incidente técnico durante su gestión. 

Capacitación digital 
La norma define, por primera vez, la creación de un marco gallego de competencias digitales, tomando como referencia el marco común de la Comisión Europea en esta materia, para que los ciudadanos puedan acreditar sus conocimientos digitales y mejorar sus competencias profesionales. Además, se promoverá la inclusión digital con actuaciones de formación en función del nivel (alfabetización, capacitación e innovación digital), en la que la Red de Aulas CeMIT constituirá un instrumento de apoyo importante.

Asimismo, la ley contempla la definición de un Plan de capacitación digital del empleado público dirigido a todas las personas que trabajan en las administraciones públicas gallegas y que permitirá conseguir el certificado gallego de competencias digitales. 

Puesto de trabajo digital
Sienta las bases para el desarrollo del puesto de trabajo digital del empleado público, con la dotación de medios para la realización del desempeño en el nuevo contexto digital, acceso remoto o teletrabajo, movilidad, que deberá permitir: el uso de escritorios y aplicaciones corporativas en cualquier dispositivo y lugar; el empleo de terminales o dispositivos adaptados a los perfiles de los empleados públicos; y posibilitar entornos de trabajo colaborativos y la creación de redes de usuarios con actividades comunes. 

Regulación para el funcionamiento digital interno
La ley regula el Archivo Electrónico Administrativo como el elemento que albergará todos los expedientes del sector público autonómico en tramitación y los finalizados y la plataforma de interoperabilidad pasaxe! como el nodo para el intercambio de datos y documentos entre administraciones públicas. 

Entre las novedades que incorpora la ley está la configuración digital de procedimientos administrativos y servicios para que tengan un funcionamiento plenamente electrónico y ofrecer a los ciudadanos unos servicios homogéneos, personalizados y fáciles de utilizar. Las directrices, de obligado cumplimiento, se recogen en las Guías para la habilitación electrónica de procedimientos y servicios.

Infraestructura digital
Establece que el Centro de Proceso de Datos (CPDI) y la red corporativa de la Xunta constituyen infraestructura digital básica necesaria para dar soporte a la administración digital, que deberán asegurar la prestación de todos los servicios digitales a nivel de puesto de trabajo.

La Ley establece que la Xunta dispondrá de un Plan de continuidad de los servicios digitales, que determinará los requisitos de seguridad, calidad y continuidad, las acciones preventivas, correctivas y reactivas y el establecimiento de responsabilidades que permitan garantizar la disponibilidad de los servicios digitales. 

Evaluación y seguimiento
Para facilitar el seguimiento de los avances en la digitalización y su impacto tanto en el  funcionamiento interno como en la relación con los ciudadanos la norma contempla la creación de un sistema de indicadores de la administración digital. El análisis de la información que proporcione el sistema, ya en marcha, permitirá introducir mejoras en la implantación de los servicios.
 
Además, apuesta por la potenciación del Observatorio de la Sociedad de la Información y la Modernización Tecnológica de Galicia como órgano asesor digital para la extensión de la modernización tecnológica de la Comunidad Autónoma de Galicia.